Casco, casco

Esta mañana, volviendo a casa para comer después de una sesión de fotos al coche de turno, vi en el retrovisor a un par de magrebíes europeizados, con su peinado, bien vestidos… en un ciclomotor y sin el casco en la cabeza. Uno de ellos, el “paquete”, lo llevaba puesto en el codo. Cuando iban a sobrepasarme, como iba con la ventanilla bajada, grité “¡Casco, casco!”.

No sé qué entendieron, seguramente algo bonito para ellos no. Cuando paré el coche, fuera de la calzada principal, el “piloto” me dijo “¿Qué pasa?” y le constesté con toda la tranquilidad “No vayais por ahí sin el casco que os vais a romper la cabeza”. Le cambió la expresión de la cara completamente y me dio las gracias. ¿Qué entendería antes? A saber…

En una caida tonta, se pueden producir como mínimo unas heridas muy desagradables en la cara, y luego ni el afeitado de anuncio, ni la gomina, ni la ropa más o menos cara arreglan el posible estropicio. Y si la caida es más seria… pues qué voy a contar a estas alturas, ya inventaron la pólvora.

Si lo que quieren es mostrar su cara o sentir el viento contra ella, hay cascos homologados que pueden ser providenciales en una caída a poca velocidad, y se sigue viendo la cara. De verdad, no entiendo a los que van sin casco, por mucho que me lo justifiquen.

P.D.: Por cierto, cuando les dije lo del casco, no había tráfico por delante, de modo que con mi buena intención no los puse en peligro.

¿Te ha gustado o te ha sido útil?

Si consideras que esta información merece la pena, y quieres colaborar al mantenimiento de este blog, puedes plantearte hacer una donación con Paypal. No hay mínimo, ni máximo, la voluntad.


6 pensamientos en “Casco, casco”

  1. A mí me falta el chip ese de ir avisando a la gente. Estoy tan acostumbrado a que la peña se cabree cuando les dices algo, que al final paso de todo y no digo nada, no vaya a ser que me peguen un par de hostias y me dejen más tonto de lo que soy.

    Como mucho, si veo que en un parking alguien tiene los neumáticos flojos le dejo una nota en el parabrisas, pero poco más.

  2. Yo le tengo un poco atrofiado, pero de vez en cuando lo uso, sobre todo cuando entro a un tunel y veo que hay gañanes que van sin las luces, si van detrás saco la mano y hago pajaritos, si van por delante los acribillo a ráfagas, aunque total, nunca sirve de nada, y es que los gañanes son gañanes siempre 🙂

  3. algun insulto entendieron, porque por como lo cuentas parece que iba cabreado contra ti.eso es = que el cinturon al que no le da la gana…. no le da la gana.

  4. Es una lástima que con las cosas que pasan cada dñia en nuestras carreteras aún tengamos que gritar “¡Casco, casco!” de vez en cuando…

    No es una cuestión de hombría, simplemente de sentido común
    en fin…

    un saludo colega

  5. Buenos días,
    Aunque es la primera vez que escribo en tu blog, más o menos te conozco. Soy vecina de Flor, ella habla muchas veces de ti. Hoy he entrado aquí por su enlace, ya lo había hecho en alguna otra ocasión y me ha llamado la atención este post -creo que se dice así, yo no controlo mucho este vocabulario-.
    A pesar de que no he hecho nunca lo que tu con esos chavales, y que me parece genial, sí puedo comentar que hace nueve años ya (ufff, cuando tenía 17 añitos) tuve un golpe con una moto. Me encontré con un amigo, hacía mucho calor y le pedí si me subía a mi casa, el trayecto era muy corto pero él me objetó que no tenía casco para mí, a lo cual yo no le di importancia. La casualidad, si se puede llamar así, hizo que un coche nos arrollara y aunque no tuve grandes heridas que no se hayan curado con el paso del tiempo, sí que me mostró que el peligro está en cualquier lugar y que no somos invencibles. Por cierto, cuando me vi en La Paz con la cara hecha un “ocho” de rasgada por el asfalto lloré lo que antes no había llorado y por la noche, ya en mi casa, estuve llamando a mi madre: . Por eso, creo que las medidas de seguridad como el casco o el cinturón deben utilizarse siempre, aunque el recorrido sea mínimo, del mismo modo que “si bebes no conduzcas” y otras mil cosas más, simplemente debemos respetar nuestra vida y la de los demás.
    Espero leerte más a menudo y ponerte algún comentario.
    Besosssssssssss

  6. Hola,
    Escribo esto por si os ayuda:
    Hoy me han dado el alta después de 31 días de baja por un accidente en moto. El accidente fué culpa de otra persona, pero el que más recibió fui yo. Por suerte, nunca cojo la moto sin el casco, así que la cabeza quedó intacta.
    Yo soy de Barcelona, y aquí es raro ver a alguien sin casco, pero sé que en muchos lugares la gente no se lo pone. Por si sirve de algo, acordaros de mi cuando subáis a la moto y poneros el casco, aunque sea para ir a 100m, porque si no fuera por él, posiblemente ahora no podría escribir esto.

    Un saludo!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

NOTA: Si ves que tu comentario no aparece inmediatamente, es que está en cola de moderación. Me reservo el derecho de autorizar o denegar cualquier comentario que se realice en este espacio, y no admitiré ningún tipo de descalificación, faltas de respeto a otros comentaristas, vulneraciones a la legislación vigente y similares. Por cada comentario que se realiza se guarda la dirección IP, y si hiciese falta, se pasará dicha información a la autoridad competente.

Jamás haré uso comercial de las direcciones de correo que se introduzcan, ni las pasaré a terceros. Sé sincero con la dirección porque de lo contrario no podrás comentar. Además, si necesito ponerme en contacto contigo por el motivo que sea, debe ser dirección válida. Gracias por tu comprensión.