Por fin cayó el post número 1.000

Motorpasión

Pensaba conseguir este hito antes de llegar a Diciembre, pero entre pitos y flautas no hubo manera al quedarme rezagado varios días. Hoy, por fin, llego al primer millar de posts en Motorpasión. Se trata de un análisis de ventas en Estados Unidos, comparando la situación de los europeos, asiáticos y norteamericanos en ese gran mercado.

El primer post que puse ahí fue un guiño a la cultura del Ford Mustang que instauró SandMan, un fanático total de ese pony car americano, hay muy poquitos en España y todos importados. Desde entonces me han llovido más de 12.000 comentarios, y todavía serían más de no ser por las limpiezas de trolls que me vi obligado a hacer para mantener las discusiones mínimamente ordenadas. Que conste que no me gusta recurrir a eso, pero…

En fin, ahora a por los 2.000. A ver cuánto tiempo tardo en llegar, supongo que será menos. Mi ritmo de publicación ha subido prácticamente desde Mayo de 2007 hasta verano de 2008, que tuve un bajón por causas involuntarias. Estoy un poquito lejos de los 4.315 de SandMan o los 3.868 de Daniel Seijo, sin olvidar los 2.065 de Carlos, últimamente inactivo. Pero bueno, andando se hace el camino…

Nos leemos 😉 Un saludo.

¿Te ha gustado o te ha sido útil?

Si consideras que esta información merece la pena, y quieres colaborar al mantenimiento de este blog, puedes plantearte hacer una donación con Paypal. No hay mínimo, ni máximo, la voluntad.


7 pensamientos sobre “Por fin cayó el post número 1.000”

  1. Felicidades Javier!
    Curioso, en un par de días habré escrito 500 post en Diariomotor, no es un número tan redondo pero también hace ilusión.

    A seguir escribiendo así de bien!

    Saludos!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

NOTA: Si ves que tu comentario no aparece inmediatamente, es que está en cola de moderación. Me reservo el derecho de autorizar o denegar cualquier comentario que se realice en este espacio, y no admitiré ningún tipo de descalificación, faltas de respeto a otros comentaristas, vulneraciones a la legislación vigente y similares. Por cada comentario que se realiza se guarda la dirección IP, y si hiciese falta, se pasará dicha información a la autoridad competente.

Jamás haré uso comercial de las direcciones de correo que se introduzcan, ni las pasaré a terceros. Sé sincero con la dirección porque de lo contrario no podrás comentar. Además, si necesito ponerme en contacto contigo por el motivo que sea, debe ser dirección válida. Gracias por tu comprensión.