En mis ratos libres a veces soy publicista

Fiat 500

El otro día me encontraba “disfrutando” del tráfico del Paseo de la Castellana de Madrid a bordo de un Fiat 500 que estoy probando en estos momentos. En uno de tantos semáforos en rojo, un conductor a mi derecha me hizo ademán de bajar la ventanilla. Me pregunté qué querría… y la bajé.

Entonces se inició una conversación:

– Él: Hola, ¿cómo te va?
– Yo: Pues muy bien, gracias.
– E: ¿Qué tal va ese coche?
– Y: Es la mar de simpático, tira bien.
– E: Es que estaba pensando en comprárselo a mi hija… ¿desde cuándo lo tienes?
– Y: Desde ayer.
– E: Ah… y… ¿bien?
– Y: Sí, sí, no está nada mal.

Me dio las gracias y se fue cuando se abrió el verde. Durante unos instantes no sabía si me había reconocido, si leía Motorpasión o qué. Estuve a punto de decirle que podría leer la prueba en el blog… pero me habría quedado demasiado publicitario.

Ya podría pasarme Fiat un jamoncito como comisión, que si “papá” va a trabajar en un Volvo XC90, seguro que la nena tendrá un 500 de lo más chulo con todas las pijaditas. Ahora en serio, no sé qué tendrá este cochecillo, pero me está gustando más de la cuenta. Ahora entiendo por qué cierto colega se quiere comprar el Abarth 500… aunque yo me conformo con el de 100 CV.

¡Ojalá fuese los vendiesen con GLP de serie! Si fuese así, me pondrían en un serio aprieto, la verdad… Sabréis más dentro de unos días…

¿Te ha gustado o te ha sido útil?

Si consideras que esta información merece la pena, y quieres colaborar al mantenimiento de este blog, puedes plantearte hacer una donación con Paypal. No hay mínimo, ni máximo, la voluntad.


8 pensamientos sobre “En mis ratos libres a veces soy publicista”

  1. Tu y el gas licuado!!! comprate uno hombre, que aqui te sangran con el precio y del abarth ni hablar, es lo que tiene la disparidad peso-euro.

  2. – Él: Hola, ¿cómo te va?
    – Yo: Pues muy bien, gracias.
    – E: ¿Qué tal va ese coche?
    – Y: Es la mar de simpático, tira bien.
    – E: Es que estaba pensando en comprárselo a mi hija… ¿desde cuándo lo tienes?
    – Y: PUES LA VERDAD NO ES MÍO, SÓLO LO ESTOY PROBANDO.
    – E: Ah… y… ¿bien?
    – Y: Sí, sí, no está nada mal.

    PD: Me recuerdas a esos que cogen el fin de semana el coche molón de su padre/madre (serie1 y similares) y no son capaces de decir que es de sus padres.

  3. @Marcos ¿y eso a él qué le importa? No hace falta que le cuente mi vida cuando en cualquier momento se podía abrir el semáforo, si estuviese en un bar sí se lo explicaba. Además, en ningún momento dije nada que no fuese cierto 😛

  4. Javier pues yo me fio mas de la palabra de un probador que de uno cualquiera que se le ha podido comprar porque si. Diciendo que eres probador seruas mucho mejor publicista 😉

  5. Siendo un Fiat lo que más me interesaría conocer de este coche es su fiabilidad. Porque quién quiere comprarse un coche bonito si al cabo de unos meses empieza a dar fallos?

  6. IGC, dejemonos de tópicos y topicazos, que todos los coches fallan. Si te deja más tranquilo, tengo un Fiat 500 con un año y dos meses, acaba de pasar la revisión de los 30.000 km y 0 fallos.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

NOTA: Si ves que tu comentario no aparece inmediatamente, es que está en cola de moderación. Me reservo el derecho de autorizar o denegar cualquier comentario que se realice en este espacio, y no admitiré ningún tipo de descalificación, faltas de respeto a otros comentaristas, vulneraciones a la legislación vigente y similares. Por cada comentario que se realiza se guarda la dirección IP, y si hiciese falta, se pasará dicha información a la autoridad competente.

Jamás haré uso comercial de las direcciones de correo que se introduzcan, ni las pasaré a terceros. Sé sincero con la dirección porque de lo contrario no podrás comentar. Además, si necesito ponerme en contacto contigo por el motivo que sea, debe ser dirección válida. Gracias por tu comprensión.