Reflexiones

Equipo de investigación y las carreras ilegales

Cuando no tengo nada que hacer un viernes por la noche, suelo ponerme La Sexta hasta quedarme frito. Es el horario de emisión de “La Sexta Columna” y “Equipo de investigación”. Este último programa es muy interesante desde el punto de vista periodístico, sus reporteros realmente se han jugado el tipo contra presuntos criminales, gente de barrios de mala muerte… hasta se ha podido ver cómo alguien les encañonó con una pistola.

El programa de ayer iba sobre las “carreras ilegales”, un término tan difuso como puede ser “gran cilindrada” o “alta gama”. El uso de esas palabras sin el conveniente rigor provoca confusión y que al final el lenguaje pierda su función, que es que emisor y receptor se entiendan. No creo que en este país haya un problema en ese sentido, al menos si estamos pensando en las cosas que se ven en “Fast and Furious”.

Los guionistas del programa en mi opinión exageraron bastante algunas cosas, como cuando se referían a una “carrera ilegal” porque había unos chavales yéndose de tramo en una carretera donde apenas pasa  nadie. Ojo, no es que quiera decir que es una actitud inocente, pero si realmente hubiesen estado compitiendo, habrían pasado mucho más rápido.

Continue Reading

Personal, Reflexiones

Desguaces, el infierno del automovilista en la tierra

Recientemente acudí a varios desguaces de la Comunidad de Madrid buscando una pieza muy concreta de tres coches muy concretos: Toyota Supra (A70), Kia cee’d (ED) y Opel Astra (G). Iba con “lista de la compra”. Fue como un descenso a los infiernos, una vez que se pasa de la zona de la entrada y la recepción, empieza el calvario.

A todo amante de los coches le acaba tocando la patata, o corazón, llamadlo “x”. Si fuese de noche y hubiese luces de colorines y rayos, poco se diferenciaría la escena del comienzo de Terminator. Zonas yermas, muertas, pobladas de chatarra y restos de vehículos que acumulan mucha historia en sus interiores. ¡Ay, si pudiesen hablar!

Si el desguace es lo suficientemente grande, pueden estar colocados por marcas o por tipos de carrocería. A veces yacen en el mismo lugar varios modelos que son idénticos, especialmente aquellos que se vendieron en mayores números. El Opel Astra (G) es un clarísimo ejemplo, solo en Desguaces La Torre los había por decenas. Otros modelos, en cambio, no hay forma de localizarlos: se vendieron menos, son muy duraderos, se han cotizado… y el que llega, llega reventado por un accidente.

Continue Reading

Economía, Reflexiones

Skoda Rapid taxi
Skoda Rapid taxi en Madrid – Fotografía de Francisco Anzola (Flickr) bajo Creative Commons

La revolución en el transporte ya ha llegado, y la realidad cotidiana de ciudades como Madrid y Barcelona es tener un ejército de coches discretos que llegan gente de un lado a otro. No son taxistas, sino VTC (vehículos de turismo con conductor). Detrás de esos viajes hay dos plataformas hegemónicas que ligan clientes con VTC, Cabify y Uber, profundamente odiadas por el sector del taxi; en el argot esos coches son las “cucarachas”. En Motor.es hablé recientemente del tema.

Desde 1987 se impuso una relación 1 VTC/30 taxis, de la época en que los VTC eran poco más que limusinas. Ese límite quedó roto por la llamada Ley Ómnibus (Ley 25/2009, de 22 de diciembre), que fue rectificada en 2013 por la Ley Orgánica de Transportes Terrestres (LOTT, Ley 9/2013, de 4 de julio) por el PP y materializada por el Real Decreto 1057/2015, de 20 de noviembre. Entonces volvió el límite 1/30, pero está totalmente roto de facto.

Los jueces están dando la razón a quienes solicitaron licencias VTC de 2009 a 2013, por lo que ahora hay en algunos sitios una relación 1/10. Por mucho que los taxistas protesten nada de eso va a cambiar, y los jueces siguen concediendo licencias aunque ya no se expida ni una más en cumplimiento de la ley vigente. Ha llegado una propuesta nueva, si no se puede evitar que esas licencias existan -ahí el Gobierno ni pincha ni corta-, pues que las recompre.

Continue Reading

Ford, Reflexiones, Turismos

Ford Focus GLP

Debemos distinguir en una marca de coches que por un lado está el fabricante como tal (el que los produce), la división nacional/importador y por otro su red comercial (la que los vende). Está mucho más ligado a la marca lo primero que lo último, ya que un concesionario puede ser una PYME que tiene un contrato para vender esos coches pero no tiene por qué compartir la visión ni la estrategia del fabricante. Colores raros, gasolina automático, etc.

Veamos algo mucho más tangible. Todos sabemos que bajo determinadas peticiones en un concesionario, por mucho que sea un modelo en catálogo y que deseemos, nos puede desanimar un mal comercial; quiere vendernos lo que él quiere vender, no lo que nosotros queremos.

Os pongo un testimonio real –visto en mi página quieroGLP.com– de un cliente interesado en un Ford Focus a GLP, alternativa al gasolina (EcoBoost) y al diésel (TDCi):

“Hola, estaba convencido en comprar un ford focus glp, pero hoy he ido al concesionario y me ha dejado bloqueado. Segun el comercial son coches que pierden mucha potencia, que para ir en autovia hay que ponerlo en gasolina porque si no no tiene potencia. Me ha comentado que solo es util para ciudad, por eso solo lo eligen los taxistas. Vamos, que no me lo aconsejaba de ninguna manera. No me ha comentado ninguna ventaja, todo inconvenientes. Me ha desmoralizado un poco en este tema.”

Continue Reading

Eléctricos, Reflexiones

Hace unas horas, de camino a mi rutina, la universidad, estaba escuchando  en el coche un podcast de Carne Cruda, un programa que entre otras cosas habla de política, y bastante clarito. Elegí escuchar un programa concreto por tocar el tema de los coches eléctricos, y lo dejo enlazado para el que le interese unas líneas más abajo. El turrón empieza a partir del minuto 23.

Solo objetaría por la confusión de “gases tóxicos” con “efecto invernadero”, que son conceptos diferentes. Sí, el CO2 genera efecto invernadero, pero no es un gas tóxico a menos que esté en concentraciones muy elevadas. Los gases tóxicos van contra la salud de las personas, poco o nada influyen en el cambio climático. Por lo demás, un programa muy interesante y enriquecedor hasta que me bajé del coche.

Pero no vengo a hablaros únicamente de eso. Carne Cruda fue un programa que se emitió en Radio 3 del 1 de octubre de 2009 al 31 de agosto de 2012, “casualmente” coincidiendo con un cambio en la dirección de RTVE. El ente público prefería las cosas más hechas,  cocinadas vuelta y vuelta, no en crudo. Luego se emitió en Cadena Ser del 8 de enero de 2013 al 9 de julio de 2014. Nuevamente hubo discrepancias entre los dueños y el contenido del programa. Ahora se emite por Internet.

Continue Reading

Reflexiones

En los últimos días se ha producido una efeméride que sería irrelevante, que una chica llamada Andrea ha cumplido 18 años. Es una Andrea muy especial, de hecho, la Andrea más famosa de España. Ella no ha hecho nada más que ser hija de quien es, y las presentaciones creo que sobran: un torero y una mujer que tuvo una breve relación con él.

La muchacha en cuestión ha salido en varios medios de comunicación de sociedad porque ya es legal sacar su cara, ya no hay que pixelársela, ya es adulta. No tiene muchas facilidades de llevar una vida normal en España, así que va a pasar el curso a Reino Unido -ella que puede-. De ese punto quiero irme a otro, el de ahora menores de edad que tienen una exposición mediática sin quererlo: sus propios padres les exponen.

Varios amigos y conocidos que se han estrenado en la paternidad, en la larga veintena o corta treintena sobre todo, publican orgullosos fotos y vídeos de sus hijos. En principio no son públicas, sino que son accesibles a un grupo de amigos, familiares y allegados. No todas las redes sociales tienen el mismo grado de protección. Los que hemos escarmentado al respecto o nos hemos informado sabemos que hay que ir con mucho cuidado sobre qué se publica, quién puede verlo y qué caducidad tiene ese contenido.

Continue Reading

Reflexiones, Seguridad vial

El pasado sábado me disponía, como otros tantos cientos de miles de españoles, tomarme unos días de “trabacaciones”. Sé que no era el mejor día, previsión de atascos, malas horas (eran las 9:30) y demás cataclismos asociados a un sábado de inicio de operación salida, pero iba a viajar con más gente. El tráfico en sí fue el menor de mis problemas.

Hallábame circulando por la A-6 en las cercanías de la M-40, sentido Madrid, carril izquierdo, al ritmo que permitía ir el tráfico, pero ágil. Eso pensé. Por el retrovisor vi a un SUV/todoterreno hacer eses entre el tráfico, como si estuviese jugando al Need for Speed, sudando de las normas y de la más elemental prudencia. El sujeto en cuestión se topó conmigo sin posibilidad de avanzar. Era un gilipollas de manual, acosando y amedrentando a los demás por tener un coche que supera holgadamente las dos toneladas y el doble/triple de potencia que tiene un turismo normal.

Saqué el brazo por la ventanilla y le hice un ademán de que se relajase, con movimientos hacia arriba y hacia abajo suaves, la carretera no le pertenece y yo tampoco me podía cambiar de carril. Solo conseguí ponerle de más mala hostia, tirarme luces y que se acercase más. Realmente no se podía ir más rápido, y menos cerca de la M-40. En un momento dado, le enseñé las luces de freno (con acariciar el pedal basta) y las de emergencia, dio un volantazo y me pasó por la derecha -en un hueco que se abrió rápidamente- con violencia. A partir de ahí empezó un episodio que podría haber acabado fatal.

Continue Reading

Reflexiones

Si quien me lee vive en Madrid, Cataluña, Valencia o Baleares, le aviso que en esas autonomías hay muchas posibilidades de pasar meses para poder obtener fecha de examen desde que el profesor de clases prácticas dé el visto bueno. Pueden pasar de dos a cuatro meses, y sin exagerar mucho.

Si no sabes de qué estoy hablando, lee estos dos enlaces:

Sigamos. En las citadas jefaturas se va a liar una lista de espera de las gordas, y muchas autoescuelas verán su actividad frenada en seco. ¿Y qué solución hay? Además de la lógica, esperar al año que viene (para evitar estar parado meses sin dar clases prácticas hasta el examen) queda un recurso alternativo: ir a dar las clases prácticas a una provincia con menos follón.

Por ejemplo, los madrileños se pueden plantear visitar una autoescuela que realice exámenes en Segovia (no doy nombres para no causar un agravio comparativo) o en Guadalajara. Ahora mismo el plazo de espera es 7-10 días, que en verano suele aumentar a 2-3 semanas. Con la huelga de examinadores eso va a empeorar, pero en menor medida que en Madrid. No solo es que el examen vaya a ser menos estresante, es que es mucho más fácil conseguir el permiso antes de fin de año.

Continue Reading