Archivo de la categoría: Seguridad vial

SUV + violencia vial = mala combinación, doy fe

El pasado sábado me disponía, como otros tantos cientos de miles de españoles, tomarme unos días de “trabacaciones”. Sé que no era el mejor día, previsión de atascos, malas horas (eran las 9:30) y demás cataclismos asociados a un sábado de inicio de operación salida, pero iba a viajar con más gente. El tráfico en sí fue el menor de mis problemas.

Hallábame circulando por la A-6 en las cercanías de la M-40, sentido Madrid, carril izquierdo, al ritmo que permitía ir el tráfico, pero ágil. Eso pensé. Por el retrovisor vi a un SUV/todoterreno hacer eses entre el tráfico, como si estuviese jugando al Need for Speed, sudando de las normas y de la más elemental prudencia. El sujeto en cuestión se topó conmigo sin posibilidad de avanzar. Era un gilipollas de manual, acosando y amedrentando a los demás por tener un coche que supera holgadamente las dos toneladas y el doble/triple de potencia que tiene un turismo normal.

Saqué el brazo por la ventanilla y le hice un ademán de que se relajase, con movimientos hacia arriba y hacia abajo suaves, la carretera no le pertenece y yo tampoco me podía cambiar de carril. Solo conseguí ponerle de más mala hostia, tirarme luces y que se acercase más. Realmente no se podía ir más rápido, y menos cerca de la M-40. En un momento dado, le enseñé las luces de freno (con acariciar el pedal basta) y las de emergencia, dio un volantazo y me pasó por la derecha -en un hueco que se abrió rápidamente- con violencia. A partir de ahí empezó un episodio que podría haber acabado fatal.

Seguir leyendo SUV + violencia vial = mala combinación, doy fe

El ciudadano X y el “mi coche me lleva y me trae”

NOTA: imagen a efectos ilustrativos

Seguro que más de uno se va a sentir identificado con lo que va a leer a continuación, o conoce algún ejemplo en su círculo más cercano. Pensemos en el ciudadano X, no importan sus características, ni su sexo, ni a quién vota. Tiene un coche que usa para desplazarse de un lado a otro, un simple medio de transporte que ya no está nuevo ni hay garantías que vigilar. El ciudadano X no sabe nada de mecánica. Tampoco destaca como conductor, trata de cumplir con las normas y no se mete en líos con la Guardia Civil.

El ciudadano X no se preocupa del estado mecánico de su coche. A veces se fía del consejo de terceros -algunos de ellos son “mecánicos”- y cree tener el coche en buenas condiciones. El ciudadano X va al dentista cuando le duele algo, si no, no. El ciudadano X lleva su coche al taller cuando se rompe algo, si no, no.

Lo que el ciudadano X no sabe es que cualquier día puede apuntarse a las estadísticas de la DGT en la sección de anécdotas: accidente por fallo mecánico o de algún elemento del vehículo (el 90% son errores humanos). Los sistemas de seguridad activa y pasiva del coche pueden estar en mal estado por simple negligencia. Contará estadísticamente como fallo mecánico, pero será otro error humano. Nadie le ha dicho al ciudadano X que su coche es un peligro, aunque en la ITV el coche ha ido pasando.

Seguir leyendo El ciudadano X y el “mi coche me lleva y me trae”

La chica que atropelló a tres ciclistas en Oliva no es una asesina…

… tan solo es una descerebrada.  Puede que esto te suene: una mujer de 28 años que atropelló mortalmente a un pelotón de ciclistas el domingo 7 de mayo por la mañana, acabando con la vida de tres y dejando malheridos a otros tres. La foto que ha circulado de ella muestra esto: una chica abatida en el suelo, apoyada contra el paragolpes del coche, con las manos ensangrentadas, cabizbaja, que aún no ha asumido lo que acaba de hacer.

M.V. había tomado varias copas antes de coger el coche, y también había esnifado coca. Como la segunda prueba de alcoholemia que se le practicó dio 0,91 y la primera 0,8, significa que le estaba “subiendo” mientras conducía. La combinación de alcohol y copas fue letal. Lo más probable -porque ella no se acuerda- es que fuese conduciendo con mucha dificultad y en un momento simplemente se desvaneció. Invadió el carril contrario y se llevó a los ciclistas por delante.

Se llamaban Eduardo, José Antonio y Luis Alberto

Esto es lo que se puede deducir del relato que he leído en varios medios (de esos que no quieren que se les enlace). Yo no estaba allí, pero intento ponerme en la cabeza de M.V. No quiero poner su foto, ni en la que se había derrumbado, ni en las que estaba de fiesta y se han sacado de redes sociales. No quiero hacer de abogado del diablo, pero M.V. no cogió el coche con la intención de matar a nadie. Es más, seguro que ni es violenta ni peligrosa cuando está sobria. ¡Hasta puede ser una buena persona, por contradictorio que parezca!

Seguir leyendo La chica que atropelló a tres ciclistas en Oliva no es una asesina…

¿Era sádico o eficaz el método egipcio para atajar la alcoholemia en la conducción?

A través de Historias de la Historia me he topado con un episodio del acontecer que debería hacernos reflexionar un poco. Por lo visto, en el antiguo Egipto no se andaban con leches cuando había que condenar a un conductor de carro tirado por caballos por haberse emborrachado y causar daños a terceros.

Un papiro cuenta la sanción que puso un juez a un conductor ebrio que chocó contra una estatua y acabó con la vida de una niña. El infractor fue colgado en la taberna donde se había emborrachado (muy probablemente con cerveza), y se quedó ahí hasta que los animales carroñeros no dejaron ni las sobras. Fue una de las primeras sanciones de tráfico de las que tenemos noticia.

Bajo el prisma del Siglo XXI eso nos puede parecer una auténtica animalada, digna de un pueblo sin evolucionar, pero pensémoslo de esta forma: si esa fuese la condena por beber y causar daños a terceros, ¿habría tantos accidentes siniestros viales como hoy por alcoholemia, o prácticamente nadie se la jugaría? Creo que más bien sería lo segundo. Posiblemente no exista ningún documento -o haya sobrevivido- que muestre estadísticas de accidentalidad de hace 2.800 años en aquel reino, pero sería revelador conocer el impacto de semejante sentencia.

Un sistema legal garantista tiene sus huecos. El hombre moderno prefiere más laxitud, y que nadie pague con su vida por un error tan grande. Dejo para reflexión interna del lector qué sistema legal es más eficac en la prevención de siniestros viales relacionados con el alcohol.

Hola, hablo de seguridad vial, ¿cómo puedo llamar tu atención?

El pasado domingo tuve una breve aparición en el programa de televisión “Seguridad Vital” de TVE 1 (a partir del minuto 18:45), el único espacio en el que toca el importante tema de la seguridad vial en la pequeña pantalla. Mantuve una charla con Jesús Soria, responsable de la revista de la DGT, y Ángela Alcover, un conocido rostro de las noticias informando sobre tráfico.

En la charla, que no estaba preparada -y de hecho dura mucho más de lo que se ve- reflexionábamos sobre cómo llamar la atención de la gente, y concretando un poco más, a ti también. Los mensajes de seguridad vial no se lanzan a los espacios etéreos, como la sonda Voyager, esperando que alguna entidad inteligente los capture, entienda y asimile. No, la gente que se dedica a esto quiere contar con TU atención, y lo hacemos por tu bien, el de los tuyos, y el de todo quisqui.

En un mundo en el que hay tanto mensaje, muchos entran por una oreja y salen por la otra. Son mensajes que no van con el receptor, es decir, no entiende que la cosa va con él. Supongo que es lo que piensa el típico que va hablando por el móvil sin un manos libres, pensará que los accidentes son eso que le ocurre solamente a los demás, y que él va con cuidado. ¿Cómo llegar a gente tan cerrada de mollera? A mí y a muchos nos gustaría que nos hiciese caso antes de que se pegue un tortazo.

Seguir leyendo Hola, hablo de seguridad vial, ¿cómo puedo llamar tu atención?

Limitar la velocidad por si hay ciclistas es una ocurrencia, no una solución

Se me había pasado inadvertido el último paquete de medidas de la DGT para reducir la siniestralidad este año. Algunas me parecen muy acertadas, como sacar camiones de puntos negros o permitir dinámicamente la circulación por el carril BUS VAO a vehículos más limpios que la mayoría. Y aquí llega la parte desagradable.

La DGT establecerá limitaciones de velocidad en tramos y horarios en los que sea frecuente la circulación de ciclistas. Sin duda es una idea de bombero, que tira por el camino fácil: que la aplastante mayoría de los usuarios de la vía nos fastidiemos por una minoría.

Antes de apedrearme, déjame que termine. Si se reduce la velocidad para hacer más segura la circulación de los ciclistas, que el límite sea 50 km/h en llano y 20 km/h cuesta arriba, otra cosa es demagogia. Partamos de la base de que la mayoría de los ciclistas no tienen la capacidad física de un corredor profesional con una “burra” ultraligera de varios miles de euros. Si no, lo estamos haciendo a medias y mal. Eso sí, como pongan controles de velocidad en esos tramos, los vehículos van a caer a nivel industrial, y el centro de tratamiento de sanciones de León se va a poner fino filipino a mandar multas. En Correos tendrán que reforzar plantilla, ¡son todo ventajas!

Seguir leyendo Limitar la velocidad por si hay ciclistas es una ocurrencia, no una solución

Cómo actuar ante una crisis de epilepsia en marcha

Aunque faltan meses para el día nacional de la epilepsia, quiero compartir con todos vosotros un valioso conocimiento que puede ser algún día muy útil. Más del 1% de la población española padece epilepsia (entre 400.000 y 700.000 personas), la enfermedad neurológica más antigua que se conoce. Es gente que puede llevar una vida relativamente normal, hasta que tiene una crisis.

La crisis puede ser muy leve, como un momento de confusión o desorientación, pero también puede hacer que el afectado se desplome al suelo, ya inconsciente. Por simplificar mucho, es como si alguien le hubiese dado al botón de “OFF”, sigue vivo, pero inconsciente. Puede moverse de forma incontrolada (convulsiones) e incluso echar líquido por la boca.

Estos episodios no se pueden en principio prever de ninguna forma, aunque hay gente que tiene más papeletas para tener una crisis ante emociones fuertes (preocupación, euforia, gran disgusto, enfado) o ante patrones de luz brillantes y claros. No soy médico, pero entiendo algo de seguridad vial, así que vamos a ver qué pasaría si sufre una crisis un pasajero, o el mismo conductor.

NOTA: esta información ha sido revisada con profesionales de la medicina

Seguir leyendo Cómo actuar ante una crisis de epilepsia en marcha

Puedes tener un accidente en la puerta de tu casa

Esto seguro que lo has oído más de una vez y te suena a tópico de los tíos coñazo que hablamos de seguridad vial. No hay nada como la experiencia para verificar las teorías, es lo que hace el método científico. De momento he tenido dos casi-accidentes en la puerta de mi casa, y si hubo un tercero, ahora no recuerdo los detalles.

Os pongo en situación. Mi urbanización da a una carretera de red secundaria que une varios pueblos. Tengo un ceda el paso para mi sentido de salida, y un STOP en sentido contrario. Como es lógico, existe línea contínua en esa zona porque es un cruce y adelantar está prohibido por razones evidentes. El límite de velocidad es de 70 km/h.

Hace escasas jornadas, iba con prisa a todas partes. Tuve que hacer una breve parada por mi casa para dejar unos alimentos en la nevera y volver a salir pitando para no llegar tarde a una cena. Como ya era de noche y me conozco mi cruce, al no haber faros no había nadie a quien ceder el paso, me incorporé a capón. Me deslumbran unos faros. Mi carril estaba siendo parcialmente invadido por un idiota total que estaba adelantando en línea contínua en dirección contraria…

Seguir leyendo Puedes tener un accidente en la puerta de tu casa